En el tejado

En el tejado

martes, 7 de abril de 2015

...y el alma se hizo tinta


Ya sea en verso, o en prosa,
fueron cubriendo renglones,
las pasiones amorosas,
los odios, las ilusiones,
con tus luces y mis sombras.

Inolvidables canciones
fluyeron cual mariposas,
desperdigando emociones
humildes o vanidosas.

Soplando vientos mejores
sobre un mar de celulosa,
empujando galeones

de tinta tempestuosa,
mas de sentimientos nobles.

Todas palabras dichosas.